Como levantarte cuando te quieres quedar tirado.

Como levantarte cuando te quieres quedar tirado.

Pues tampoco se precisamente, pero estoy segura que TODOS hemos pasado más de alguna vez por algo bien gacho… (¡Y les tengo una noticia!: Seguiremos pasando por el resto de nuestras vidas…) por alguna situación difícil, o terrible, sí­, esas en las que realmente crees que jamás podrás salir o que nunca podrás superar; van desde que tu novio|novia te puso el cuerno, la muerte de un ser querido, tu mejor amiga te traicionó, tu novio te terminó, te enteraste de algo muy fuerte dentro de tu familia, te despidieron del trabajo, una enfermedad, un divorcio…. Y podrí­a seguir con la lista!
Más de alguno nos podemos identificar en algo, ¿no es así­?. Pues no hay receta mágica para ser feliz, y para superar algo que nos dolió tanto. Pero si hay una serie de cosas que podemos hacer con VOLUNTAD y acción, porque recuerda que ‘la intención’ y ‘las ganas’ de hacer las cosas no son suficientes, nos podemos quedar con “as ganas” toda la vida, pero nunca haber hecho algo para sanarnos. ¿Entendido?.
Mi teoría es: Se vale llorar, se vale enojarse, se vale emputarse, pero no podemos vivir así­ siempre; un dí­a, dos, tres, se vale. Pero no más. Después cada quien tiene un proceso de reparación, cada uno es diferente, es como literalmente una cortada que nos hacemos en la piel, depende de la profundidad y el tamaño el tiempo que tardará en curarse, todos tenemos la piel diferente, unos somos propensos a las infecciones, otros no, depende el cuidado que te le des, y si te tomas las medicinas que te recetó el doctor, si te las tomas o no. Entonces, depende de ti, solo de ti, y porque te tienes que curar lo antes posible y de la mejor forma que puedes… ¿Porqué? Porque es tu vida y hay un montón de cosas ahí­ afuera esperándote para ser feliz. Solo por eso.
1. Llora lo que necesites llorar, y enójate si es necesario. No evadas tus sentimientos. Es súper importante. Pero no te quedes llorando para siempre, también es bien importante. (Acuérdate que todo el mundo ha pasado por algo similar y no eres el único).
2. Acuérdate que si te quedas llorando, te atoras en lo mismo, te vuelves ví­ctima, como perrito que quieren que le tengan lástima, contándoles a todos lo mal que la pasas y lo triste que estás. ¡No! Cualquier dolor es también una oportunidad de ser mucho más fuerza. Toma la parte de la fortaleza y no la de víctima.
3. ¡Ve con un psicólogo!. Y no cualquier psicólogo, busca y pide opiniones de esa persona. Si alguien te lo recomendó investiga quién va con el y checa si a esos pacientes los ves relativamente sanos y felices. ¡Pregúntales! en qué le ha servido y cómo se siente llendo ahí­. Muchos de nosotros nos creemos súper poderosos y creemos que solitos podemos resolver nuestros propios ‘pedos’, quizá muchas veces sí­, pero mil más no. Aparte no hay nada más reconfortante que alguien te escuche, y que no sea ni tu mamá ni tu mejor amiga, sino alguien que no te dará un consejo sólo porque te ama, si no porque no le importa decirte las cosas como son, esa es su chamba.
4. No tomes ningún medicamento antes de que tu psicólogo de confianza te mande con un especialista y que están autorizados para medicar.
5. Haz ejercicio, no importa qué hagas o cuánto tiempo. Camina, corre o metete a clase de tubo. Pero el ejercicio es un detonador de felicidad, y no porque yo lo digo, hay un millón de estudios.
6. Empieza a hacer cosas que te gustan y que a veces dejas de hacer por tiempo o decidia, no importa que sea, leer, dibujar, ver tu serie favorita , etc…
7. Rodéate de gente que te sume y te quiera; tu familia, amigos reales, o tu mascota.
8. Busca gente que te aporte cosas positivas, que te guste su estilo de vida y que te anime.
9. Aléjate del alcohol y las drogas. Este tema es muy delicado y muy fácil de caer cuando estamos más vulnerables, recuerda que solo es un parche para tapar todo lo mal que la pasamos, y ese parche no es permanente. El hoyo se hace mucho más grande. ¡Cuidado!
10. Busca a Dios, en la forma que quieras. Dios nos da la única fuerza que no sé de dónde viene, pero la única que sale de un lugar místico que nos empuja a salir adelante.
Y recuerda que el tiempo es curativo, ten paciencia contigo. Estás haciendo lo mejor que puedes.
Love,
Ch.
0

5 Comments

  1. Veré Arellano

    9 Septiembre, 2015 at 20:55

    hola cherry!
    Qué lindo leer esto, definitivamente lo estaba necesitando, se vale caer las veces que sean necesarias, siempre aceptando vivir el duelo!
    Gracias ! No nos tengas tan olvidados por aquí

  2. Barbara Samantha Castelazo Hidalgo

    10 Septiembre, 2015 at 17:18

    Me encantan este tipo de posts, que son “casi” instructivos de vida para mejorar y seguir inspirando a la gente, sobre todo aquella que esta en un mal momento. Love u CH u always inspire us!

  3. Alex

    15 Septiembre, 2015 at 10:42

    Muchas gracias por este post Cherry me está sirviendo muchísimo pues estoy pasando por algo así :/ pero como dices, tenemos que levantarnos y seguir adelante.

    Saludos, Alex 🙂

  4. ANDREA

    9 Diciembre, 2015 at 18:55

    Cherry wooooooow, que empujones das para seguir adelante! …Lo que mas claro me ha quedado en la vida es que todo se regresa…. muchisimas bendiciones tienes por delante, jamas lo dudes. GRACIAS , cambias la vida de las personas 🙂

Leave a Reply